Tratamiento del melanoma con Interferón

El Interferón en dosis altas acelera el sistema inmune con la finalidad de matar a las células del melanoma. Se administra Interferón al paciente para prevenir que el cáncer regrese después del tratamiento inicial, como por ejemplo, la cirugía.

Tratamiento del melanoma con Interferón

Cómo funciona

El interferón es una proteína natural que combate las infecciones virales y otras enfermedades. Mientras que la función principal del medicamento es para alertar al sistema inmune para matar las células del melanoma, su mecanismo no se conoce completamente. Es posible que también ahogue el suministro de sangre al tumor (antiangiogénesis) y combata directamente el crecimiento del tumor.

¿Qué pacientes pueden tratarse con Interferón?

El Intron A se administra en el contexto adyuvante después de la cirugía en la etapa 3 en pacientes que están libres de la enfermedad, pero que tienen un alto riesgo de que la enfermedad regrese. También se da a ciertos pacientes estadio IIB o estadio IIC tardíos (aquellos con lesiones de espesor de Breslow > 4 mm).

Cómo se administra el Interferón

El Intron A puede administrarse por vía intravenosa, intramuscular, subcutánea o intralesional.

En Estados Unidos, el Intron A se da generalmente en un proceso de 2 fases durante un período de 1 año. En la fase de inducción, se administra el Intron A por vía intravenosa en un hospital o en un entorno médico a la dosis máxima tolerada, que es de 5 días a la semana durante 4 semanas. Cada inyección tarda unos 20-30 minutos. Durante la fase de mantenimiento, el Intron A se administra por vía subcutánea 3 veces a la semana durante el resto del año. Muy a menudo, los pacientes pueden ponerse ellos mismos las inyecciones.

También ha habido estudios que utilizaron una dosis baja de INTRON A. En estos estudios, hubo una fase de inducción subcutánea durante 1-3 semanas, seguida de una fase de mantenimiento de 3 veces a la semana durante un período de 1-3 años.

Eficacia

En comparación con los pacientes que no se sometieron al tratamiento adyuvante (tratamiento después de la cirugía), el tratamiento con Intron A fue eficaz en la prevención de recaídas de melanoma. Se extendió el período libre de recaída de 0,98 años a 1,72 años. La tasa de supervivencia a 5 años fue el 46% de los que tomaron el fármaco en comparación con el 37% de aquellos que no lo hicieron.

Efectos secundarios

El interferón se asocia con una variedad de efectos secundarios:

Síntomas gripales agudos

Estos síntomas aparecen generalmente a las 4-8 horas de la inyección (fiebre, escalofríos, dolor muscular, dolor de cabeza, náuseas, vómitos). Estos son a menudo peores al principio del tratamiento, pero mejoran con el tiempo.

Importante: Mantente hidratado durante la fase aguda. Es posible que desees tomar algún medicamento para reducir la fiebre para aliviar algunos de los síntomas de la gripe, si tu médico así te lo recomienda. Mantém tu cuerpo caliente con mantas.

Fatiga

La fatiga también es muy común. Por lo general comienza a las 2 o 3 semanas y se incrementa a lo largo del tratamiento. Consulta con tu médico cómo gestionar la fatiga.

Algunas técnicas para combatir la fatiga incluyen:

  • Trata de mantenerte activo. El equilibrio de tu actividad con el descanso y planifica actividades para los momentos en los que te sientas bien.
  • Duerme tantas horas como puedas.
  • Sigue una dieta equilibrada con muchas frutas y verduras.
  • Bebe mucha agua.

Pérdida del apetito

Este efecto secundario da como resultado la pérdida de peso. Esto puede ser el resultado de las náuseas y los vómitos o la alteración del sentido del gusto.

  • Come porciones más pequeñas y toma refrigerios saludables entre horas.
  • Evita los alimentos grasos y picantes.
  • Si los olores de los alimentos cocinados te dan náuseas, trata de comer alimentos fríos.
  • Si tienes un sabor metálico en la boca, bebe algunos líquidos agrios tales como limonada o zumo de naranja. Utiliza utensilios de plástico en lugar de cubiertos metálicos. Intenta comer alimentos frescos en lugar de alimentos enlatados.

Disminución de atención / memoria

Esto puede interferir con tu capacidad de tomar el medicamento y realizar ciertas tareas.

Melanoma y el Interferon Alfa

Otros efectos secundarios

Entre otros efectos secundarios podemos destacar:

  • Disminución en el nivel de glóbulos blancos y glóbulos rojos (según lo registrado antes, durante y al finalizar el tratamiento).
  • Daño hepático (según la gravedad, una señal potencial para interrumpir el tratamiento).
  • La depresión es frecuente y ocurre en aproximadamente el 40% de los pacientes en el ensayo principal. Un pequeño porcentaje de pacientes, aproximadamente el 2%, intentan suicidarse o desarrollan ideas suicidas.

Importante: Ten en cuenta la gravedad potencial de la depresión y llamar al 911 si piensas que puedes dañarte a ti mismo o a alguien. Tu médico puede detectar la depresión al inicio y durante todo el tratamiento para determinar si necesitas una reducción de la dosis o la necesidad de un descanso. Si tienes un historial de depresión o cualquier historia psiquiátrica, informa a tu médico.

Otros puntos sobre los efectos secundarios

Como con cualquier tratamiento, los efectos secundarios de la terapia con interferón dependen de la dosis prescrita. La terapia de dosis baja con frecuencia se tolera bien, mientras que la terapia de dosis alta tiende a producir efectos secundarios más graves y consistentes. A menudo, los efectos secundarios más graves se producen durante las primeras semanas de tratamiento y luego disminuyen de manera significativa.

Si los síntomas o signos son significativamente anormales, el tratamiento puede interrumpirse durante un tiempo y luego reanudarse a una dosis más baja. A lo largo del curso de la terapia, el tratamiento puede detenerse y reiniciarse en diferentes dosificaciones, según sea necesario.

Si estás teniendo graves efectos secundarios, habla con tu médico. Hay tratamientos están disponibles para aliviar los síntomas, como náuseas y fatiga. También recibirás una vigilancia cuidadosa y continua de los efectos secundarios que amenazan la vida, incluyendo la supresión de la médula ósea y daños en el hígado. Muchos de los efectos secundarios son generalmente reversibles cuando se suspende el tratamiento.